Valparaiso, 8 marzo 2018 Diputados electos asumen como nuevos parlamentarios de la Camara de Diputados. Sebastian Cisternas/ Aton Chile

El Parlamento: la otra elección

Acabamos de enfrentamos a un nuevo proceso electoral y aunque las miradas y debates se han concentrado casi exclusivamente en las presidenciales, esto no es lo único que se definió este domingo.

Evidentemente quién sea el o la presidenta de Chile por los próximos cuatro años, es un tema de gran relevancia, pero un gobierno no se sostiene por si solo y requiere de otros poderes para avanzar en sus propuestas. Siendo así, la elección de senadores y diputados es extremadamente clave.

Será en el congreso donde se discutan leyes como la reforma de pensiones, plan único de salud, acceso a una educación de calidad, matrimonio igualitario, entre muchas otras leyes, las que requieren de un congreso competente, alejado del populismo imperante, que evalúe y despache dichos cambios.

El parlamento es quien finalmente decide si dichas reformas legales avanzan o no; en ese sentido, no son pocas los proyectos aún pendientes en el congreso, por nombrar algunas está el tema del cuarto retiro, Ley de Fármacos, 40 horas laborales, entre varios otros proyectos que aún se discuten en ambas cámaras.

Un gobierno por sí solo no puede avanzar -salvo que sea una dictadura-, si no cuenta con un congreso que apoye dichas iniciativas y, por lo mismo, se hace extremadamente relevante, quienes sean las y los electos como senadores y diputados este domingo.

En un desafío como el que vivimos actualmente, será nuestro parlamento el contrapeso a todas aquellas propuestas que muchas veces se alejan de los principios democráticos que nos inspiran; son ambas cámaras las que, por medio de acuerdos, logren consensuar aquello que todos esperamos sea lo mejor para Chile.

En la elección de este domingo, se jugó mucho más que sólo quien liderará el país por los próximos años, se votó también por quienes harán que los cambios propuestos puedan realmente transformar Chile, y eso sólo es posible en la medida que nuestros representantes en el Congreso, cuenten con las competencias y compromiso con la función que se les está encomendando.

Dr. Felipe Vergara
Analista político Universidad Andrés Bello