Seremi de Salud capacitó a equipos de salud de Tarapacá sobre Programa Nacional de Inmunizaciones

Más de cincuenta funcionarios de la red asistencial pública y privada participaron de la Jornada de Capacitación del Programa Nacional de Inmunizaciones organizada por la Secretaría Regional Ministerial de Salud, que tuvo por objetivo el actualizar los conocimientos de los equipos de salud en materias de inmunización.
Capacitacion de personal de salud en IquiqueFue así como los funcionarios se capacitaron en dos días sobre el manejo de la punción en las vacunas, cadena de frio y residuos cortopunzantes, el ámbito legal de la vacunación en Chile, de qué manera disminuir el dolor en la población al inmunizar, aspectos técnicos y clínicos de las notificaciones por ESAVI (Eventos Supuestamente Atribuibles a la Vacunación) y Errores Prográmaticos, entre otros temas relacionados con la inmunización.
“A través del Programa Nacional de Inmunizaciones hemos logrado como país erradicar una serie de enfermedades como la viruela, poliomielitis, sarampión y disminuir la incidencia de otras afecciones por lo que es importante mantener capacitados a nuestros equipos de salud, más aún cuando tenemos nuevas vacunas que ingresaron este año al programa como la inmunización contra el Virus del Papiloma Humano que busca proteger en un futuro a nuestras niñas de contraer condilomas o un cáncer cervicouterino”, señaló la seremi de Salud, Patricia Ramírez.
El país cuenta desde 1978 con un Programa Nacional de Inmunizaciones, el cual ha permitido la disminución de la morbilidad y mortalidad de las enfermedades inmunoprevenibles contribuyendo a la disminución de la mortalidad infantil. Entre sus logros más destacados se encuentran la erradicación de la Viruela (1950), de la Poliomielitis (1975) y eliminación del Sarampión (1992).
Cabe señalar que las vacunas son medicamentos biológicos que, aplicados a personas sanas, provocan la generación de defensas (anticuerpos) que actúan protegiendo ante el contacto con los agentes infecciosos contra los que se vacuna, evitando la infección o la enfermedad, por tanto benefician tanto a las personas vacunadas como a las personas no vacunadas y susceptibles que viven en su entorno.
De esta forma se logra mantener y mejorar la salud de la población y disminuir la morbilidad y mortalidad por enfermedades transmisibles que son prevenibles por vacunas (inmunoprevenibles) y que han sido definidas como problema de salud pública en Chile.