Chequeos auditivos gratuitos de GAES detecta problemas de hipoacusia en más de 3 mil personas

Para incentivar el cuidado de la salud de los oídos, GAES realiza desde 2008 la campaña “No te olvides de tus oídos”. Entre junio de ese año y junio del presente 2014 se realizaron 6.256 chequeos auditivos gratuitos y como resultado 3. 705 personas (59,3%) mostraron algún grado de hipoacusia o pérdida auditiva. Las otras 2.551 personas que se sometieron al chequeo (40,7%) tuvieron buenos resultados.
GAES detecta Hipoacusia en ChileLa campaña “No te olvides de tus oídos” es una acción preventiva que consiste en una evaluación general de la audición, a cargo de un audioprotesista y se realiza en la cadena de centros auditivos GAES desde Iquique a Puerto Montt.
Luis Ortega, Responsable de Calidad y Audiología de GAES, afirma que existe necesidad de promover en la población conductas que permitan cuidar la salud de los oídos, detectar y corregir a tiempo el deterioro auditivo. Además, el último “Estudio sobre la audición de la población en Chile” revela una alarmante realidad: un 81,3% los chilenos se preocupan poco o nada de su audición. El especialista destaca que la pérdida de audición por ruido es 100% prevenible.
Según el fonoaudiólogo de GAES, existen varias actividades para prevenir el deterioro auditivo. Por ejemplo: si escuchamos música con audífonos, ésta no debe superar el 60% del volumen máximo por un lapso de una hora al día. También es importante someterse a revisiones auditivas periódicas con un especialista, porque en muchas ocasiones la persona afectada se acostumbra al ruido y no se da cuenta de que su capacidad auditiva ha disminuido.
Consejos básicos para proteger los oídos:
• No introducir objetos en el oído, ni siquiera los bastoncillos de algodón, ya que se puede dañar la membrana, el interior o provocar tapones con el cerumen acumulado.
• Realizar estudios a los niños si se les detectan retrasos tanto en el aprendizaje como en el habla, ya que podría tratarse de problemas auditivos.
• Bajar el volumen de la televisión, la radio, el equipo de sonido y el reproductor MP3.
• No abusar del uso de reproductores de música durante más de una hora al día y con un volumen por debajo del 60% del máximo posible.
• No exponerse a ruidos fuertes ni utilizar audífonos para oír música a todo volumen.
• Abandonar un lugar cuando el sonido sea muy alto.
• Si se trabaja con equipos ruidosos, usar protección auditiva.
• Tener especial cuidado con los oídos cuando se presenten catarros, gripes o infecciones, que a la larga pueden causar pérdida auditiva. Se debe recordar que las infecciones están consideradas como la segunda causa de pérdida de la audición.
• Al ducharse o nadar, usar tapones a medida para protegerse de la humedad en el conducto auditivo externo. Se debe tratar de que sean de material hipoalergénico, flexible y ligero.
• Visitar al médico especialista cuando se presente alguna molestia en el oído y evitar la automedicación.