Ministra Saball señala sentirse acompañada en la tarea que ha llevado a cabo de manera colectiva

La secretaria de Estado destacó el rol que el Ejecutivo ha asumido para enfrentar los procesos de reconstrucción en el Norte Grande y Valparaíso, tarea en la que han participado de manera conjunta las Intendencias, municipios, ministerios sectoriales, parlamentarios y la sociedad civil organizada.
Equipo del MOP en reconstruccion de Ruta A-16La ministra de Vivienda y Urbanismo, Paulina Saball, señaló sentirse “muy acompañada” en las labores de reconstrucción del Norte Grande y Valparaíso, recalcando que la prioridad “ha sido y será siempre el bienestar de las familias afectadas”.
Agregó que “como Gobierno hemos estado absolutamente acompañados por los parlamentarios de la Nueva Mayoría y hemos sido parte de un grupo comprometido con el bienestar de las personas, enfrentando con dignidad y prontitud cada una de estas tragedias”.
La ministra manifestó que “nosotros como Gobierno y como coalición sabemos perfectamente lo que es no vivir en democracia, por ello es que apreciamos los mecanismos de la democracia y vamos a estar siempre disponibles para responder y aclarar todo aquello que tenga que ver con el bienestar de las personas  y con el desarrollo del país”.
“Yo quisiera pensar que todos los parlamentarios están preocupados por el bien del país. Si se requiere mayor información la vamos a dar, porque como Gobierno sí creemos que para enfrentar procesos de esta magnitud debemos hacerlo como Estado, es decir, todos juntos por el bien de las personas”, refirió.
Norte Grande
“El terremoto del Norte Grande fue un día martes en la noche y el día miércoles a primera hora estaba la Presidenta con buena parte de su gabinete dirigiendo el comité de emergencia en Iquique. En la noche estaba en Arica. Estuvimos toda la semana los ministros que teníamos competencia directa en esta materia. Estaba el Intendente, el Gobernador, los equipos regionales y los parlamentarios”, explicó la ministra Saball.
El Ministerio de Vivienda y Urbanismo dispuso de subsidios y programas para la reparación y reconstrucción de viviendas en el Norte Grande, por un monto aproximado de 3.520.440 UF, para atender a las 9.958 familias cuyas viviendas sufrieron daños.
Se formularon llamados especiales para el Programa de Protección del Patrimonio Familiar y para el Programa de Construcción y Adquisición de Viviendas (DS1 y DS49). Además, se dispuso de tres líneas especiales de subsidios: para reposición de vivienda existente, para construcción de viviendas en nuevos terrenos y para reparación de viviendas.
Valparaíso
“Hace más de un mes nosotros hicimos en Valparaíso, en conjunto con la comunidad, con el Intendente, con el delegado presidencial, con el alcalde, el anuncio de cuáles eran los programas con los cuales íbamos a trabajar, los subsidios, los montos y el procedimiento. Este 30 de junio es el primer proceso de selección de las personas que eligieron la opción de reconstruir en su propio terreno, las personas que eligieron la opción de una vivienda en otro lugar o las personas que eligieron la opción de autoconstruir. Vamos a ir el último día hábil de cada mes asignando los subsidios a cada uno de los proyectos a que las familias postulen”, explicó.
De acuerdo al catastro realizado en Valparaíso, el incendio afectó un polígono de 1.042 hectáreas, dejando un saldo de 2.656 viviendas afectadas y 3.400 familias damnificadas, en los cerros El Litre, La Cruz, Las Cañas, Mariposas, Merced, Ramaditas y Rocuant.
El Plan de Reconstrucción para viviendas siniestradas por el incendio en Valparaíso, contempla subsidios habitacionales para propietarios de viviendas irrecuperables, con Construcción en Sitio Propio con pago de subsidio posterior y Construcción en Sitio Propio con pago por avance de obras.
Para propietarios de viviendas irrecuperables más otros núcleos familiares damnificados, el Plan incluye el subsidio de Densificación Predial (condominios familiares). Mientras, para familias damnificadas de viviendas irrecuperables que sean arrendatarias o allegadas o propietarias que habitan en zonas de riesgo no mitigable, está el subsidio de Construcción en Nuevos Terrenos y Adquisición de Vivienda Nueva o Usada. Por otro lado, para familias damnificadas de viviendas recuperables, existe el subsidio de Reparación de Viviendas (hasta 200 UF).
“La próxima semana tenemos una segunda reunión del Comité de Ministros de Ciudad y Territorio en Valparaíso para aprobar un Plan de Inversiones a nivel de ciudad y a nivel de barrio, que ha sido trabajado con las propias comunidades, con la colaboración de muchas personas. Ello va a implicar reponer el equipamiento, ampliarlo, mejorar la calidad de esos barrios, generar accesibilidad, conectar a la ciudad y hacer obras de infraestructura que generen una seguridad que esos cerros no tenían”, explicó Saball.
Además, la ministra Saball informó que a través del Programa “Quiero mi Barrio” se incorporarán sectores para que sean los propios vecinos quienes definan qué obras requieren para recuperar sus barrios.