Seremi de Minería visitó a faenas productoras de pequeña minería de Tarapacá

El motivo de la inspección, fue constatar en terreno para evaluar el estado de 34  trabajadores y de la infraestructura en las faenas post terremoto.
Inspeccion de pequeña mineríaUn antecedente conocido es que la región de Tarapacá se caracteriza por ser una zona abocada a minería en todas las escalas: grande,  mediana y pequeña minería. Es por este motivo que una de las primeras labores post terremoto de la Seremía de Minería, fue recabar información al respecto del estado en que se encontraba cada faena minera de la región, esto determinando daños tanto en sus trabajadores,  como en la infraestructura de las faenas.
A primeras horas del primer sismo 8.3, la Seremi se comunicó rápidamente con todas las empresas mineras que se emplazan a lo largo del territorio regional, pero lamentablemente producto de la lejanía no fue posible la comunicación con  gran parte de las faenas de pequeña minería.
Luego de intentar en reiteradas ocasiones comunicarse con las faenas, la Secretaria Regional Ministerial de la cartera  de minería,  resolvió realizar visitas a cada una de las faenas, en donde se encontraban dispersos alrededor de 34 trabajadores.
Por ello, partió acompañada de un equipo técnico de asesores del proyecto FNDR compuesto por el Ingeniero en Minas David Retamales y el Abogado asesor de pequeña minería Juan Güell, con quienes se dirigió a constatar en persona el estado en el cual se encontraban tanto trabajadores como la infraestructura de las pertenencias y los campamentos en donde ellos habitan
Su recorrido por la región,  partió en las cercanías de la comuna de Alto Hospicio visitando 3 faenas mineras: Esmeralda, Alacrán, Leonardo, para luego dirigirse al Salar Grande donde se encuentra el otro gran porcentaje de pertenecías dedicadas a la pequeña minería, dentro de las cuales visitaron La Barbarita, Danisa, Jote y Don Luis, en donde afortunadamente en ninguna de ellas se reportaron daños en personas, ni materiales.
Es necesario destacar que la urgencia de realizar esta diligencia, se debió a que pasado el segundo sismo no se tenía ninguna información con respecto al estado real de cada faena por ellos nació la inquietud  de saber al respecto de cómo se encontraban tomando en cuenta que a pesar que el Gobierno Regional  a través de la seremía están en  constante preocupación por la seguridad de los pequeños mineros, ellos muchas veces no cuentan con todas las medidas de precaución que debieran tener en estos casos.
Con respecto al carácter de la visita, Nora Araya argumentó que “las pertenencias mineras se encuentran de preferencia muy alejadas de la ciudad, por este motivo no es fácil comunicarse con ellos, además nos informamos  a través  productores,  pero muy pocos tenían conocimiento certero del estado de sus trabajadores y para tener una idea completa del panorama decidimos ir a cada lugar, los visitamos una por una  y detectamos que estaban en un 100% bien, lo cual fue muy gratificante, eran un total de 34 personas de las que nadie había tenido noticias”.
Al concretar las visitas se verificó el perfecto estado de cada uno de ellos, y además se les ofrecieron instrucciones en caso de que pueda haber una nueva emergencia, en qué condiciones tenían que evacuar, también revisaron sus provisiones tanto de vivires como de agua y como resultado se comprobó que estaban bien provistos, y como una medida final la Seremi de Minería acordó con los dueños de las faenas, que caso de una nueva emergencia  ellos mismos se encargarían de evacuar las faenas y avisar a la seremía del estado de sus trabajadores y de la faenas misma.