Presidente PS sostiene que habrá dialogo por Reforma Tributaria pero no se aceptarán bloqueos

Tras la firma del proyecto de ley de Reforma Tributaria en La Moneda, el Presidente del Partido Socialista de Chile, diputado Osvaldo Andrade, señaló esta mañana que se estaba cumpliendo con un compromiso con la ciudadanía y que se dialogará con la oposición en el parlamento pero que, en ningún caso,  se permitirá un bloqueo a la posibilidad de gobernar.
Pesos Chilenos Banco Central“Estamos cumpliendo rigurosamente con los compromisos de la campaña, lo que habla muy bien del gobierno, esta es una de las medidas que se había anunciado, y en consecuencia su materialización con la firma del proyecto es la demostración más palpable de que se está cumpliendo”, dijo.
El timonel socialista subrayó que en este tema había que hacer un matiz  sobre el punto de vista recaudatorio, y su consecuencia, la equidad.
“Yo quiero decir que esta reforma tiene un ingrediente que es mucho más relevante que aquello, sin perjuicio que lo recaudatorio sin duda es necesario porque permite financiar gastos  permanentes con ingresos permanentes, es el tema de la equidad, convengamos que el chancho está mal pelado en Chile, y que los ricos paguen más y aporten más, es una medida de justicia básica, si después de la reforma tributaria y su aplicación el coeficiente de desigualdad en Chile mejora, quiere decir que está dando el resultado esperado”, afirmó.
Consultado sobre el diálogo con la oposición en el Congreso para sacar adelante la reforma, Andrade fue enfático en señalar que estaba “toda la disposición”.
“Aquí se ha generado de parte de la derecha un clima bastante artificial y es esta teoría de la aplanadora, ninguno de nosotros ha empleado es concepto, la aplanadora es la continuidad del viejo concepto del desalojo que empleo alguna vez el senador Allamand, nosotros no estamos ni por el desalojo ni por la aplanadora, vamos a dialogar, tenemos la mejor disposición a conversar si aquellas cosas que se nos plantean son razonables, tenemos la mejor disposición a incorporarlos, pero lo que no vamos a aceptar es que por sobre la base de estas pretendidas intenciones se nos bloquee la posibilidad de gobernar, Chile eligió una Presidenta, Chile respaldó un programa y su aplicación es un imperativo político y ético, nosotros no podemos no cumplir el programa, estaríamos deshaciendo todo lo que comprometimos”, espetó.
Asimismo, el Presidente del PS no quiso adelantar una fecha para la aprobación final del proyecto de ley, y le restó importancia a si la iniciativa es visada positivamente por la totalidad del parlamento.
“Yo no me construyo prejuicios, yo quiero aprobar esta reforma, si en la aprobación logramos concitar un respaldo amplio, fantástico, si no es así sería una pena, el esfuerzo lo vamos a hacer, yo no me voy a meter en este cuento de los consensos, son discusiones absolutamente académicas, lo que importa aquí es aprobarla”, concluyó.