Gobierno entrega 6 millones de árboles mediante el Programa Nacional de Arborización

Gobierno entrega árboles del Programa Nacional de ArborizaciónDurante la mañana de hoy en la localidad de Peñuelas en la región de Valparaíso, el Presidente de la República, Sebastián Piñera, junto el Ministro de Agricultura, Luis Mayol, encabezaron la ceremonia en la que se otorgó a la comunidad el árbol con el que se alcanzaron los 6 millones de ejemplares entregados por la Corporación Nacional Forestal (Conaf) en todo el país, en el marco del Programa Nacional de Arborización.

Dicha iniciativa se inició durante la administración del Presidente Sebastián Piñera y se enmarca dentro del Programa Legado Bicentenario, siendo su objetivo entregar 17 millones de árboles en un total de ocho años, entre 2010 y 2018. El programa tiene como lema “Un Chileno, Un Árbol”, con lo que se busca comprometer a cada habitante de nuestro país con el cuidado de los recursos naturales.

En la ocasión, el Presidente enfatizó que a través de este Proyecto de Arborización, “hemos querido aportar en la transformación de Chile en una Potencia Forestal. Porque los árboles los queremos no solamente en la pre cordillera o en los bosques, queremos que los árboles estén también cerca de los ciudadanos y por eso cuando constatamos que dentro de las ciudades y sobretodo en los barrios más populares teníamos una tremenda escasez de árboles, asumimos este compromiso de plantar “un árbol un chileno”, lo que nos permitirá acercarnos a los indicadores de los países desarrollados y poder cumplir este compromiso que para el año 2018 hayamos podido duplicar la cantidad de árboles en nuestro país”.

Por su parte, el Ministro de Agricultura, Luis Mayol, explicó que “teníamos una deuda enorme con las ciudades y pueblos de nuestro país, cuyos ciudadanos veían como la urbanización se llevaba los árboles y las áreas verdes. Este es el sentido de esta iniciativa, recuperar las áreas verdes por lo que creemos que el espíritu del programa debe estar asociado a los beneficios socio-ambientales que entrega cada árbol, que ayuda a mejorar significativamente la calidad de vida de la comunidad en general”.

La implementación del proyecto implica trabajar con más de 350 especies a nivel país, lo que significa un gran desafío a la hora del cuidado de dichas variedades. Destacan principalmente las nativas, con el objetivo de promover y fortalecer su desarrollo, pero también fueron consideradas especies exóticas y frutales, como el liquidámbar, naranjos y limones.

Uno de los aspectos a resaltar de este Programa es el alto impacto social que ha generado en todo Chile, al aumentar las áreas verdes y coberturas arbóreas en parques, plazas, vías de circulación, bandejones centrales y otros, así como también la recuperación de áreas desprovistas de vegetación. En este sentido, destacan casos como la ciudad de Pozo Almonte (Región de Tarapacá), el apoyo a las personas afectadas por los incendios forestales (Región del Biobío), la generación de la barrera para contener tsunamis en Puerto Saavedra (Región de La Araucanía), la arborización en el Cerro Chena (Región Metropolitana) y la mitigación de cenizas volcánicas en la localidad de Chaitén (Región de Los Lagos), entre otros.

El Ministro Mayol destacó además que “la materialización de este programa refleja el cumplimiento de una promesa de campaña, y reafirma el compromiso del Gobierno del Presidente Sebastián Piñera con la mejora de los estándares de las áreas verdes, a través de la arborización en zonas urbanas y periurbanas, y así mejorar la calidad de vida de millones de chilenos y chilenas que viven en ciudades y pueblos”, puntualizó.

Cabe destacar que los árboles entregados a la comunidad tienen directa relación con las necesidades de cada región y sus requerimientos climáticos, pues esta es la única manera de que prosperen y sobrevivan.